Cocina tradicional vs cocina moderna: La comida de siempre de una forma diferente

Desde hace un tiempo que se viene diferenciando entre la cocina tradicional y la moderna. Unos defienden la primera a ultranza, otros dan paso a la segunda. En mi caso, creo que no hay más diferencia entre ambas que la cantidad de comida servida en el plato. La comida tradicional se caracteriza por raciones abundantes, de esas que te dejan tan empachado que casi no te puedes mover de la mesa y que están asociadas a largas sobremesas, las segundas por su parte se asocian con el minimalismo como si esto fuese signo de buenos modales y valor socioeconómico.

Por lo demás, ingredientes, nutrientes, elaboración… quizás mi ignorancia al respecto me haga pensar que no haya tantas diferencias. De hecho aquí comparto estos vídeos en los que la cocina moderna se basa en la cocina tradicional tras la nueva técnica de la DECONSTRUCCIÓN:

Cosa distinta sería asociar la cocina moderna con la comida rápida. Esta es otra cuestión. Comidas pre-elaboradas, excesos de sal, calorías vacías…

Aun así, soy de las que cree que no se debe decir no a nada y que en la moderación está la virtud.

Por otra parte, y como ya comenté a un compañero, el sedentarismo es el verdadero enemigo del siglo XXI.

Hace un par de años hice un proyecto con unos alumnos en el que analizábamos las comidas típicas de distintas partes del mundo desde un punto de vista nutricional. Os dejo aquí el enlace por si alguien quiere echarle un vistazo: http://ricoyconfundamento.wixsite.com/ricoyconfundamento

Anuncios

REFLEXIONES…

Una vez terminado el primer bloque quiero hacer una reflexión sobre lo aprendido y los contenidos adquiridos.

En este primer bloque de contenidos he aprendido la diferencia entre alimentos y nutrientes, la clasificación de los nutrientes en grupos de alimentos y los principales nutrientes que aportan cada uno de ellos.

La alimentación es un placer, pero es un placer educable, y ahí está la clave de este curso.

La nutrición es la clave para tener una buena salud, lucir joven, tener energía y controlar tu peso de manera natural y sin riesgos. Pero, debido a las exigencias de nuestras actividades cotidianas y a la falta de conocimiento en temas de la nutrición es muy difícil lograr una buena, balanceada y completa alimentación. La importancia de la nutrición para el buen funcionamiento del organismo radica fundamentalmente en que los hábitos alimenticios sean adecuados. Si bien parece simple corregir malos hábitos, la realidad nos muestra que es mucho más complicado de lo que parece y que las enfermedades relacionadas con la nutrición son hoy en día una preocupación mundial.

Los problemas relacionados con la nutrición tienen una doble cara según el contexto socioeconómico en el que nos movamos. En nuestro país con una situación privilegiada en cuanto a alimentos y con un nivel económico moderado deberíamos disfrutar de una buena salud relacionada con una buena alimentación. Sin embargo, los datos muestran una realidad alarmante con problemas cardiovasculares, de hipertensión y de diabetes.

Desde mi postura como docente me veo en la obligación moral de intentar diseñar estrategias que de verdad calen en el aprendizaje de los alumnos y que los incorporen a sus vidas cotidianas. La adolescencia es clave, y las decisiones que nuestros jóvenes escojan hoy podrán evitarle enfermedades en el futuro.

Mi motivación principal es ofertar una asignatura nueva que sea nutrición. Por eso quiero formarme para poder enfrentarme a este gran reto.

RECETAS DEL BUEN PROVECHO

¡No están los tiempos para tirar nada! Ni desde el punto de vista económico, ni ecológico ni social.

La siguiente receta está sacada del Huffingtonpost

RECETA DE SUSHI DE COCIDO

sushi cocido

INGREDIENTES

  • Hojas verdes de repollo
  • Restos de la preparación de un cocido (garbanzos, zanahoria, jamón, morcillo, chorizo…)
  • Aceite de oliva
  • Comino
  • Bicarbonato

MODO DE PREPARACIÓN

    • Separar las primeras hojas de un repollo.
  • Ponerlas a cocer, quitando el nervio central, con un poco de agua, sal y una pizca de bicarbonato durante dos minutos.
  • En otro bol pondremos los garbanzos, un chorro de aceite de oliva y comino en grano. Se bate hasta conseguir una masa densa y cremosa (hummus).
  • Añadir los tropezones del cocido y remover suavemente.
  • Poner una base de hojas de repollo ya cocidas sobre el papel film y, en el centro de las hojas, añadir un poco de la masa de hummus.
  • Ir enrollando sobre sí misma con la ayuda del papel film.
  • Retorcer los extremos para que quede bien prensado.
  • Enfriar durante al menos dos horas.
  • Pasado este tiempo, sacarlo con cuidado del papel film y cortar en lonchas de un centímetro, aproximadamente.

Investigando un poco más, me he encontrado la receta completa y más detallada en la siguiente página, con la sorpresa de que es una receta premiada por el Ministerio de agricultura, alimentación y medio ambiente 2014.

 

TRANSFORMACIÓN COMPLETA DE UNA RECETA

En mi nueva tarea debo hacer una transformación de una receta para que sea más sana, pudiendo cambiar la forma de preparación, los ingredientes o ambos.

LA RECETA: GALLETAS INTEGRALES

(Extraído del blog: VIVE NUTRICIÓN)


Preparación:

Mezclamos el azúcar y el aceite de oliva o la manteca (cuando esté blanda) con una batidora. Añadimos los huevos y seguimos batiendo. Luego a la mezcla le añadimos poco a poco la harina y la levadura hasta que obtengamos una masa unificada. Ahora formamos bolitas con las manos y si queremos las podemos adornar con algún fruto seco como por ejemplo almendras. Colocamos las galletas, un poco separadas, en la bandeja de horno (precalentado a 180 grados). Horneamos 10-15 minutos.

Información nutricional por 100g


Observamos que las diferencias más importantes, desde el punto de vista nutricional, entre ambas preparaciones están en el contenido de grasa saturada y en la fibra.

INFOGRAFÍA

GRUPOS DE ALIMENTOS

La receta que voy a compartir es la de PIZZA INTEGRAL.

INGREDIENTES: aquí

  • Harina integral
  • Sal
  • Agua
  • Levadura
  • Aceite
  • Tomate
  • Cebolla
  • Calabacín
  • Champiñones
  • Queso rallado

Los grupos de alimentos a los que pertenecen son:

Calabacín, cebolla, champiñones y tomate al de frutas y verduras.

Queso a los lácteos.

Harina integral a los cereales.

En cuanto a los nutrientes:

Harina integral es fuente de hidratos de carbono y fibra (energía).

El aceite es un lípido por lo que tendrá una función energética.

Las frutas y verduras son fuente de vitaminas y minerales con una función reguladora en nuestro cuerpo.

Los lácteos aportan proteínas.

Aprovecho para incluir la nueva pirámide de los alimentos ya que fue noticia ayer: